El rey tuerto

El rey tuerto

La segunda jornada en el Festival de Málaga comenzó a mostrar algo de nivel con la excelente opera prima de Marc Crehuet, El rey tuerto. La historia de un antidisturbios escaso de neuronas que intenta comprender el mundo que le rodea permite a Crehuet realizar un certero estado de la cuestión sobre los roles sociales a izquierda y derecha. La soberbia interpretación de Alain Hernández no ensombrece a las también excelentes labores de Miki Esparbé, Betsy Túnez y Ruth Llopis. El rey tuerto es la reacción hispana a Un dios salvaje de Polanski, pero con un contexto de crisis y humor negro muy destacable.

En cambio, la propuesta de la directora y guionista Manuela Moreno naufraga en diferentes frentes a la hora de plantear una sobada historia de vidas cruzadas en una noche de verano barcelonesa. Ni siquiera el solvente reparto encabezado por Ernesto Alterio, Carmen Machi, Karra Elejalde y Pilar López de Ayala consigue levantar la propuesta de Moreno, Rumbos, que viene lastrada por un guión harto previsible y repleto de líneas de diálogo más propias de un póster motivacional que de una película dramática.

Esa sensación

Esa sensación

En ZonaZine asistimos a la puesta de largo de Esa sensación, el nuevo largometraje de Juan Cavestany tras Gente en sitios. Esta vez Cavestany comparte dirección y guión con Julián Génisson y Pablo Hernando en una película que es ante todo un estado de ánimo. Esa sensación entrelaza tres historias que convierten el don de la inoportunidad en una herramienta de tensión cómica de primer nivel, la parafilia en una forma de relación con el mundo y la inesperada iluminación a través de la fe en el emocionante reencuentro entre un padre y un hijo. Más cerca de Roy Andersson que de Buñuel, el surrealismo de Esa sensación descoloca, estimula y mantiene despiertas las neuronas. Yo conecto, ¿y tú?