El futuro ya no es lo que era

El futuro ya no es lo que era

El último día del Festival de Málaga. Cine Español cerró con un sabor agridulce con las proyecciones de dos películas en las que su protagonista masculino era el principal reclamo, es decir, Dani Rovira y Ricardo Darín.

Se suponía que El futuro ya no es lo que era iba a representar un cambio de registro en la carrera de Rovira tras los Apellidos de Martínez-Lázaro, pero nada más lejos de la realidad: con la única diferencia de que ahora es ovetense en vez de sevillano, Rovira mantiene los tics de chaval/señor de buen corazón pero un poco despistado en la vida que le ha tocado vivir. Pero culpar al actor malagueño del desastre que es la película sería muy injusto. El guión y la dirección de Pedro Luis Barbero ponen el listón tan bajo que solo la profesionalidad de una grande como Carmen Maura es capaz de aportar algo de luz, aunque solo sean fugaces chispazos. La incógnita sigue siendo qué pinta una película como esta dentro de la sección oficial de un festival. Y ahí la culpa no es ni de Rovira ni de Barbero, sino del comité de selección y los programadores que parecen haber atendido más a los nombres del cartel que a la calidad real del filme.

Kóblic

Kóblic

Para cerrar el certamen se eligió la película hispano-argentina Kóblic que en cierto modo augura lo que será el año que viene este festival: Festival de Málaga de Cine en Español, con la intención de que participen películas de toda Latinoamérica. En ella Ricardo Darín interpreta a un piloto de aviones que durante la dictadura argentina participó en los infames vuelos de la muerte. Esta experiencia traumática le lleva a refugiarse en un pequeño pueblo donde será testigo de un microcosmos donde el caciquismo y la opresión son la tónica dominante. Con un ritmo calmado, la película de Sebastián Borensztein aprovecha la imponente presencia de un comedido Darín para ofrecer un relato en forma de thriller al que le falta vuelo a pesar de lo contundente del asunto que trata, lo que hace que se disfrute en su visionado pero que no deje poso en sus horas posteriores.